miércoles, 9 de enero de 2013

Dos preguntas, dos

-¿Qué fue lo más lindo que hiciste por amor?

Pensé un momento. La pregunta me descolocó un poco.

-Una vez llené todo un jardín con velas y pétalos de rosa. Fue para celebrar los primeros meses de un noviazgo. Pero hubo un ítem gracioso: no le pusé mucha garra al menú.
Estaba demasiado pendiente de la decoración del lugar, de que no se me escape ningún detalle, de no levantar ningún tipo de sospecha, de no dejar ningún cabo suelto, de tener visualizados un par de rosales para asaltarlos impunemente, de ver dónde comprar las velas, y lo más importante: conseguir portavelas, porque tenía miedo de que se prenda fuego todo.
Es por eso que, dentro de un marco de romanticismo y enamoramiento irrefutable, lo que terminamos comiendo fue un par de panchos. Era muy cómico que me preguntara si al mío le ponía mayonesa o savora y ver tanta dedicación y cariño para colocar un aderezo.

-¿Y qué fue lo más lindo que te hicieron por amor?

No dudé un segundo en responder.

-¡Fajitas!

(*A mí me entran muy fácil por el lado de la comida).

10 comentarios:

  1. Jajaja!!! Qué bueno, te re imagino en el jardín divino, oliendo a rosas y comiendo pancho con savora, jaja!! Me parece divino el detalle, aunque para comer hubieras preparado aire...
    Mi especialidad son las fajitas, mirá qué coincidencia. Estuve dos meses en Méjico hace unos años, y aprendí ahí a hacerlas.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Ay! yo no sé qué son las fajitas ¿algo como los tacos?
    Bueno, el asunto es que no hay delicia más grande que hacer algo por amor.
    Este me parece un texto completo.

    ResponderEliminar
  3. Jaajaj! Quw genio Maldo! A mi, la verdad, me compras la comida tambien.. Que se le va a hacer! Jejee..
    Estoy pegada a tu blog. Me encanta como escribis!
    Beso grande muchacho!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que* genio Maldo!

      Me compras con* la comida tambien...

      Le pifie a un par de teclitas!

      Eliminar
  4. Eva: Las fajitas son lo más! Besos!

    Yeka: Las fajitas son como los tacos. La diferencia está en el uso de los ingredientes para prepararlas (me da fiaca googlearlo para explicarlo bien). Gracias! Beso grande!

    Ro: Con un poco de comida se puede abrir cualquier puerta jaja. Gracias! Hacemos lo que podemos! Un beso

    ResponderEliminar
  5. Qué lindo gesto el que tuviste!! Y me imagino que habrá sido una situación comiquísima terminar comiendo panchos, jajaja.
    Y la verdad que sí, cualquiera que sepa cocinar nuestra comida favorita se gana nuestro corazón! Un beso!

    ResponderEliminar
  6. Me hiciste reír, menuda tarea. Muy bueno, me parece hermosa la imagen de dos enamorados comiendo panchos. ¿Qué tiene de malo el pancho? No tiene nada de malo, salvo la prensa. Te banco.

    ResponderEliminar
  7. July: Estamos totalmente de acuerdo con respecto a la comida!! Besos

    Pe Puebla: Tenés razón: ¡¡Aguanten los panchos!! Saludos!

    ResponderEliminar
  8. A él lo compran con la comida, se juega en la deco y termina comiendo panchos ¡qué contradicción!

    ResponderEliminar
  9. La vida es una contradicción Fer. Saludos!

    ResponderEliminar